Supernuevo. por Verso

vender por redes sociales

Cómo vender por redes sociales como independiente: Guía Definitiva [2022]

Table of Contents

Cómo cuando renuncio a mi trabajo para ser emprendedor e independiente:

Tomar la decisión de ser independiente es el primer paso – pero ¿cómo vender por redes sociales?

Sin una adecuada estrategia para compartir tu conocimiento y habilidades – y así promocionar tu negocio – será difícil, o al menos lento, generar una clientela leal y constante.

En este artículo te contaré cuáles son los pasos y consideraciones a tener en cuenta a la hora de decidir abrir las alas y lanzarse por cuenta propia.

¿Para qué vender por redes sociales?

Porque puedes.

Y no lo digo sarcásticamente – somos afortunados de vivir en una época en la que puedes crear un medio de comunicación sin una gran inversión.

En el pasado, si querías promocionar tus servicios, la única opción era hacerlo a través de anuncios pagados, ya sea en periódicos o revistas, radio y televisión.

Hacerlo de forma orgánica tampoco era más fácil puesto que dependían de que el tema de conversación surgiera naturalmente a la hora de la comida entre tus clientes existentes – asumiendo que ya tuvieras.

Hoy en día, puedes no solo crear tu propio contenido para obtener alcance, sino que las personas pueden compartir tu contenido y servicios con otros, de manera virtual y en contextos que te permitan tomar acción para vender de manera más pronta.

Vender por redes sociales es la forma de conseguir distribución gratuita a gran escala.

Ahora, eso no significa que es fácil y que todo es de color rosa

Acá te dejo las ventajas y desventajas de vender a través de redes sociales, para que tú evalúes si es algo que estás dispuesto a hacer.

Ventajas de vender por redes sociales

  1. El alcance orgánico

Puedes llegar a miles (o incluso millones) de personas sin tener que invertir un sólo centavo.

  1. La posible viralidad

No sólo es gratis sino que es tanta la sencillez de compartir un contenido que este se puede volver viral en cuestión de horas.

  1. El reconocimiento y autoridad

Si logras ser constante, la autoridad y credibilidad en tu área de experiencia y nicho serán inevitables.

Desventajas de vender por redes sociales

  1. La consistencia y disciplina (no es una desventaja pero a considerar)

Como mencionamos, son pocos los casos de viralidad y posicionamiento por una publicación única. 

La mayoría de personas requieren constancia y volumen de publicaciones para incrementar las probabilidades de viralidad.

  1. La alta competencia

Gracias a la facilidad de ser tu propio medio, ahora hay más contenido que nunca.

Esto hace que desmarcarse sea más difícil, pero siempre existen maneras de ser auténtico, creativo y valioso a la hora de crear tu propia marca personal.

  1. No tener tiempo de contestar, agendar y hablar con todos los clientes

Un “problema feliz”, sin duda.

Una vez que has logrado tener mucho alcance, el problema no será encontrar clientes, si no tener la capacidad de contestar, agendar y dar seguimiento a todos.

En ese caso, Verso será tu mejor aliado. Pero antes, vámonos con lo necesario para empezar.

Herramientas necesarias para vender en redes sociales

Antes de entrar a los pasos, es buena idea mencionar las herramientas necesarias para poder ejecutarlos. Pausa esta lectura y abre tu cuenta en las siguientes plataformas antes de comenzar a vender por redes sociales.

Para crear contenido

Diseño

Claramente si eres diseñador/a, no será necesario pero para el resto de nosotros, mortales sin sentido del buen gusto, Canva es un salvavidas.

Con Canva puedes crear publicaciones estéticas y muy acorde a tu identidad visual personal, sin tener que aprender herramientas más complejas como Photoshop o Illustrator.

La ventaja de Canva es que además es gratuita y corre en el navegador. No necesitas descargar nada.

Adicionalmente, puedes usar fotografías de alta calidad de páginas como Unsplash o Pexels para tu contenido.

Si tienes más presupuesto y buscas generar contenido de mucha más alta calidad, te recomendamos contratar a un especialista.

Video

Existen diversas aplicaciones que están posicionándose como el “Canva” de video. Entre ellas se encuentran Capcut, InShot, Invideo y Wondershare.

De igual manera, hoy en día la mayoría de plataformas, como TikTok e Instagram, cuentan con editor de video integrado.

Existen alternativas más robustas como Adobe Premier y Lightroom, en caso de que desees algo más completo y profesional.

Texto

Realmente para escribir no necesitas nada más que un teclado, pero existen herramientas que te pueden ayudar a darle forma a tus contenidos escritos. 

Te recomiendo Typeshare para escribir tweets y publicaciones de LinkedIn, así como Lorca para identificar errores ortográficos en español.

Para programar publicaciones

Si eres de las personas que disfrutan de tener tiempo libre, sería buena idea que contemplaras una herramienta para programar publicaciones.

En mi caso he usado Buffer, Hootsuite, Metricool y muchas otras más, pero la que más me ha funcionado es Later.com.

Por otro lado, te sugiero investigar a profundidad, ya que algunas herramientas que no tienen una relación directa con las plataformas de redes sociales pueden perjudicar el desempeño de tus publicaciones.

Para mostrar tu trabajo

Si te desempeñas en un ámbito creativo probablemente la mejor opción sea tener un portafolio personal a través de Behance, Dribbble o similares.

Si no, igual puedes usar tu propio Instagram, TikTok o alguna red para mostrar casos de éxito, testimoniales o fotos de trabajos anteriores.

Para captar clientes

Nuevamente tener un sitio en donde puedas capturar el interés de tus clientes es importante para vender por redes sociales.

El problema es que la mayoría de herramientas para construir sitios requieren de mucho tiempo, integraciones e incluso conocimiento técnico.

Una alternativa rápida y sencilla es Verso, que te permite crear tu micro-sitio, agregar formularios, calendario de citas, diferentes métodos de pago y un panel con estadísticas para que puedas ver el estado de cada cliente. 

Para recibir pagos

Si bien, en Verso te facilitamos la conexión de pagos, es necesario tener una cuenta en Stripe, Paypal o algún procesador de pagos de tu elección en donde pueda caer el depósito de pago de tus clientes.

¡Manténte al pendiente de nuestra próxima publicación sobre métodos de pago en nuestro blog!

11 pasos para vender en redes sociales

Segmenta a tu audiencia

Todo proceso de venta y comercial siempre debe partir de este punto.

Podrás comenzar a vender sin tener esto claro, pero arrancar con este punto fundamental te ahorrará dolores de cabeza a futuro y te asegurará empezar en terreno fértil.

Identifica a todos los tipos de consumidores y clientes en tu mercado. Toma una hoja de papel o una herramienta de notas y comienza a enlistar y agrupar tipos clientes con base en diferentes características.

Estas pueden ser:

  • Geográfica: Continente, país, estado, ciudad, zona residencial, etc.
  • Demográficas: Edad, género, nacionalidad, poder económico, etnicidad, nivel educativo, etc.
  • Psicográficas: Intereses, hobbies, gustos, empleo, personalidad, etc.
  • Conductual: Necesidades, caso de uso, ocasión, intención, etapa de compra, etc. 

Identifica a tu target o cliente ideal

A mi, personalmente, me gusta usar una combinación de muchas variables – las personas somos más complejas que nuestra demografía o intereses.

Por lo mismo, tiendo a usar “culturas urbanas”, “sub-grupos sociales” o algún término de la cultura pop para tratar de segmentar mejor.

Es decir, en vez de decir “yo presto servicios a mujeres de alto poder adquisitivo, entre 35 y 55 años”, es mucho más visual decir “soccer moms”.

*Importante: esto es un término interno que usas para darte más claridad sobre el tipo de persona a la que deseas atender, así como sus hábitos, gustos, motivaciones, etc. No es un término que usarás activamente en tus redes para dirigirte a tu audiencia.

Ahora, la razón por la que deberías elegir un solo cliente ideal, no es necesariamente para negarle el servicio a personas fuera de ese perfil – aunque en ocasiones sí sucede, por ejemplo diseñadores que no atienden empresas pequeñas, nutriólogas que no atienden hombres o dentistas que no atienden niños.

La razón principal es para diseñar una estrategia de comunicación, una personalidad de marca y una gama de servicios que hagan sentido a tu cliente ideal, lo más personalizado posible.

Haz un par de ventas directas

Antes de comenzar a vender por redes sociales, la mejor forma de poder generar una idea de estos “subgrupos” es teniendo contacto directo con ellos en primer lugar.

Es recomendable hacer un par de ventas directas a personas de distintos perfiles y segmentos para entender sus intereses, motivaciones, gustos, miedos y necesidades y así poder crear un perfil de cliente mucho más robusto, completo y preciso.

En este paso, no es necesario cerrar la venta, lo único importante es aprender – cuál es su perfil demográfico, psicográfico y actitudinal y por qué o por qué no le interesaría el servicio.

Puedes hacer este ejercicio con amigos y familiares directamente, o a través de mensajes en redes sociales – los famosísimos DMs. 

Es un juego de números, así que mientras más contactos hagas, mejor.

Investiga a tus competidores

Otra de las razones por la cuál es buena idea hacer una buena segmentación es para entender a tus posibles competidores y en donde opera cada uno.

Esta estrategia también se conoce como “blue ocean” u “océano azul”, y en esencia predica que a pesar de haber mucha competencia en una industria, es posible desmarcarse eligiendo un nicho desatendido y posicionarte como el líder de esa categoría.

Es decir, peluqueros pueden haber millones, pero peluqueros que atienden raperos y fanáticos del hip hop es una categoría más acotada, y en donde definitivamente es más fácil desmarcarse y ganar mercado.

Es como ver el tablero de ajedrez y todas sus piezas desde arriba, para entender cuál es el mejor camino y movimiento con base en toda la información disponible.

Ahora, investiga quienes son los proveedores de servicios que podrían ser competencia y trata de identificar a cuál de los segmentos que identificaste le venden.

No importa sí ellos no han hecho este ejercicio, muy probablemente por su propio perfil podrás identificar el tipo de servicios que ofrecen y a quién.

Diseña tu comunicación y posicionamiento

Una vez entendiendo los tipos de clientes, quién ya está sirviendo ese mercado y cómo se comunican cada uno con sus propios clientes, puedes entonces comenzar a diseñar tu comunicación y posicionamiento.

El posicionamiento no es nada más que cómo quieres que tus clientes te perciban y hablen de ti cuando no estás ahí.

Esto es muy personal y único de ti.

No hay uno mejor que otro, depende de cómo es tu personalidad, cómo prefieres ser percibido, cuáles son tus fuerzas y debilidades junto con toda la información que recabaste anteriormente.

Haz una lista de características de personalidad que tus clientes ideales tienen en común. Esas deberían ser las características principales para la personalidad de tu marca.

Define tus 3 principales canales de contenido

Una vez que tienes todo esto claro, deberás evaluar las diferentes plataformas de redes sociales que existen para crear contenido. Lo que debes evaluar es:

  1. Mi forma de comunicación predilecta – puede ser que seas mejor escribiendo, hablando o saliendo a cámara
  2. En dónde se encuentran mis clientes ideales
  3. Esfuerzo y tiempo requerido
  4. Tendencias de formato

Crea tu identidad visual

¿No te pasa que a veces piensas? “Bueno, y ¿cómo hago mi logo? ¿Cómo se va a llamar mi negocio? ¿Qué colores debería usar?”

Usualmente eso sucede cuando no has hecho todo el proceso anterior. 

Si ya hiciste ese ejercicio de segmentación y posicionamiento de manera indicada, será mucho más sencillo y se sentirá más fluido el proceso de definir tu identidad visual.

En esencia esto solo es una rama o desprendimiento visual de lo que ya es tu estrategia de comunicación.

Si definiste que tu personalidad es amable y alegre, entonces a través de una paleta de color podrás elegir colores que representen visualmente esas caracaterísticas.

Lo mismo ocurre con las tipografías, patrones, texturas, logo, iconografía, etc.

Crea un “chasis” de calendario editorial

El “chasis” es una estructura básica de qué tipo de contenido vas a crear, cómo y cuándo.

Qué

Hay muchos tipos de contenido que puedes hacer como independiente. Acá te dejamos un par de ideas, pero no te quedes sólo aquí. Encasillarse en lo que ya existe es lo peor que puedes hacer. 

Toma un par de ideas y hazlas tuyas

  1. Posts creativos con tu marca
  2. Producto
  3. Cultura y equipo
  4. Testimoniales y clientes
  5. Memes
  6. Tutoriales y tips
  7. Estadísticas y datos curiosos

Cómo

El cómo es entender la logística, que equipos y herramientas necesitas, que pasos son necesarios – por ejemplo, escribir el guión, ensayar, grabar, editar, etc.

Cuándo

Una vez que entiendes los pasos para crear, debes definir el cuándo. Qué días de la semana o mes, te dedicarás a ejecutar cada uno. Te recomiendo usar algún calendario o recordatorio para poder agendar este tiempo.

Haz lluvia de ideas y escribe el contenido de un mes – sin filtro

Es común que se piense que cada pieza de contenido que ves allá afuera se pensó y planeó individualmente y en el momento. 

Pero la realidad es que, aunque hay personas así de espontáneas, la mayoría de creadores profesionales usan sistemas.

Es decir, se crea un método y disciplina alrededor de la creatividad. No es esporádico.

Con eso en mente, sugiero que dediques un día a la semana, quincena o mes a sentarte y crear todo tu contenido — tiene que ser una sesión en la que no debes limitar o editar tus pensamientos, únicamente crear.

Escribe todo y de manera desestructurada – captions, ideas, guiones, etc. 

Toma la frecuencia y los tipos de contenido que vas a crear como guía para pensar sobre un tema y simplemente sacar la mayor cantidad de ideas posibles sobre ese tema. 

Filtra y edita las mejores ideas

Puede ser más tarde ese día o un día diferente, en el cual deberás sentarte a filtrar y pulir cada una de las ideas de contenido que creaste.

Este es un día altamente estructurado. Piensa no sólo en gramática y ortografía (en caso de ser texto escrito) sino también en mejorar tus frases de gancho, ser más conciso, darle más humor e incluso confirmar datos en caso de que tengas alguna estadística.

Diseña y graba

En un tercer espacio de tiempo, una vez que el contenido esté bien estructurado y pulido, deberás pasar al diseño o a la grabación de video.

Pronto escribiremos una guía completa de mejores prácticas a la hora de diseñar y grabar.

Programa tu contenido

Una vez que tienes todo el material textual y/o audiovisual, procede a programar tus publicaciones con la herramienta de calendarización que elegiste al inicio de la publicación.

De esta manera podemos definir los tiempos ideales en los que deseamos que salga un contenido sin necesidad de entrar y publicarlo manualmente.

Responde a comentarios

Estamos ya a dos cuartos del camino. Sí, dos cuartos. 

Si pensabas que idear, crear y publicar era lo único que tenías que hacer, estás equivocado. Interactuar con la audiencia es igual de importante puesto que es la única manera en la que tendrás comunicación directa.

Podrás no solo generar relaciones más estrechas sino que en muchas ocasiones los comentarios pueden darte puntos clave de lo que piensan tus usuarios – retroalimentación que puedes usar en temas de producto para mejora o incluso preguntas que surgen y pueden dar pie a nuevas ideas de contenido.

Crea una página para captar “leads” y terminar de cerrar la venta

Genial, vas muy bien.

Ahora, si no tienes una forma de capturar el valor de la audiencia interesada en conocer más sobre ti, tu servicio y los detalles del mismo, será difícil que tengas buenos resultados de conversión.

No es por nada pero en Verso puedes crear una página optimizada para móvil en menos de 5 minutos.

Además puedes configurar formularios con calendario, preguntas abiertas o de opción múltiple, aceptar diferentes métodos de pago y ver analíticas de conversión de tus clientes.

En fin, tienes todo un universo de herramientas dentro de una. Puedes solicitar acceso exclusivo al producto aquí.

Revisa tus analíticas y mejora

“Lo que no se mide, no se mejora”.

A excepción de ciertos casos, esta frase es fundamental.

Si quieres mejorar el desempeño de tus publicaciones, saber en que tipo de contenido enfocarte, saber a qué formulario le está yendo mejor o que tipo de servicio se vende más es imperativo. 

Esto te permitirá, no solo incrementar tus ingresos sino liberar más de tu tiempo para enfocarte únicamente en lo que realmente funciona o lo que más te apasiona.

Tips adicionales para vender en redes sociales

Construye y nutre relaciones

Es un error de primerizos pensar en “audiencia”, cuando es siempre mejor pensar en relaciones.

Hoy en día hay tantas personas creando contenido que la mejor estrategia es buscar una forma de desmarcarse a través de relaciones genuinas y profundas incluso por encima del volumen.

Adicionalmente, no olvides nutrir las relaciones que ya construiste a través de tu contenido. Mantente en contacto con tus clientes o incluso personas que comentan, comparten y gustan de tu contenido.

Mantente informado y en tendencia

Constantemente evalúa los retos, tendencias y memes del momento para identificar cuales pueden ser un buen match con tu profesión o tipo de servicio.

No es necesario entrar en todos y cada uno de las tendencias, pero sí estar muy activo para pescar las oportunidades indicadas.

Recuerda podrías estar a una publicación de una vida completamente diferente.

Aprovecha la viralidad del formato en video

Es importante siempre capitalizar tus fuerzas.

Es decir, si lo tuyo es escribir, quizá enfocarte en un blog, o en Twitter y LinkedIn pueda ser una estrategia sensata.

Si lo tuyo es la fotografía, el modelaje o el diseño, las imágenes pueden ser una gran opción ya sea con Pinterest o Instagram. En el caso de aquellos que gozan del don de la palabra, podrían aprovecharse del formato podcast. 

Pero hay algo que nadie debería ignorar: el video.

Si no consideras que el video es lo tuyo, quizá no has evaluado las distintas alternativas que existen. Hoy no es necesario salir en cámara o memorizar un par de líneas para recitarlas extrovertida y enérgicamente.

Tanto en TikTok, como en Instagram Reels y Youtube, las tres plataformas con mayor alcance y posible viralidad, existen formatos completamente distintos y originales.

Hay gente que pasa imágenes o collages de videos con su voz narrativa, o simplemente un video de ellos en cuadro pero con voz en off, o de plano puedes ser completamente anónimo y publicar imágenes y videos consecutivos con la voz narrativa de algún programa.

La creatividad te la dejo a ti y a tu estilo pero no hay excusa para no ser un profesionista y creador.

¡Mucho éxito!

Apúntate a la misión acá 👉

Suscríbete para conseguir acceso a los hacks, trucos, guías y noticias más nuevas del mundo de los solopreneurs y profesionistas independientes.